viernes, 4 de diciembre de 2015

Hoy leemos: El amigo del pequeño Tiranosaurio

Tras faltar una semana a mi cita (hay semanas que son un poco locas :p), aquí estoy de nuevo con una reseña para el #CarnavalBloguero de #hoyleemos.

En esta ocasión os hablo de una joyita de la Editorial Corimbo editado por primera vez en Noviembre del 2004. A pesar de los años transcurridos  me he llevado una gran alegría al ver que no está descatalogado y todavía se puede comprar. De hecho, lo he visto en la página de Boolino. Nosotros acudimos mucho a las Bibliotecas y, aunque siempre echo una ojeada a las novedades, me gusta buscar en las estanterías y descubrir grandes álbumes ilustrados, aún con el peligro de que ya estén descatalogados... una de las grandes ventajas de poder tener a nuestra disposición las Bibliotecas Públicas llenas de tesoros.

En esta historia de Florence Seyvos y Anais Vaugelade nos encontramos a un pequeño tiranosaurio que no tenía amigos. El motivo era muy simple... ¡se los comía!. Inmediatamente decía "Perdón, perdón!" cuando se daba cuenta de lo que acababa de hacer, pero ya era tarde y de nuevo volvía a quedarse solo. Ante tal calamidad, el pequeño tiranosaurio rompía a llorar desconsolado por haber hecho aquéllo y no poderse controlar, y aún lloraba más cuando se daba cuenta de que volvería a tener hambre. Una auténtica pesadilla... como la pescadilla que se muerde la cola. Pero llegó un ratón llamado Molo que venía de otro bosque y se propuso ayudar al pequeño tiranosaurio, diciéndole sin una pizca de dudas, que serían amigos para siempre.

Hemos disfrutado muchísimo de este álbum ilustrado, siguiendo la historia y viviendo los momentos de tensión y también los momentos divertidos, atentos a cómo se iba desenvolviendo el pequeño Molo para conseguir este gran reto. A Cucolinet le ha encantado, pero es que sus padres no le hemos ido a la zaga. Todo puede cambiar si alguien tiene una gran confianza depositada en tí y se arriesga pase lo que pase, para ello además hay que tener una gran dosis de autoconfianza, autoestima, seguridad, compasión y un gran sentido de la amistad.

Un relato delicioso para compartir, sin lugar a dudas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Gracias por pasarte!. ¡Gracias por tus palabras! :).

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...